Las empresas deben mejorar la calidad de vida personal de sus colaboradores

Las empresas deben mejorar la calidad de vida personal de sus colaboradores

Es importante que acompañen a sus empleados no solo en sus proyectos profesionales, sino en los personales. Lograr el balance trabajo-familia es más que extender la licencia por maternidad o paternidad.

Por Catalina Parada

*Chief Operating Officer en Axon Marketing & Communications

A lo largo de estas casi dos décadas en el mundo de la comunicación, me ha tocado ser testigo de muchas cosas: asistentes que se niegan a pasar el teléfono a sus jefes ante el llamado de un familiar por una emergencia excusándose en que están “muy ocupados”, reclutadores que descartan candidatas por su potencial de quedar embarazadas, empresas que generan todas las condiciones para que las comodidades hagan que el empleado esté más tiempo en la oficina que en su casa. ¿Y la familia? ¿Y el espacio personal?

Hace 15 años, cuando con mi esposo y socio, Carlos Trelles, decidimos emprender este sueño de lanzarnos de manera independiente con Axon Marketing & Communications, entendimos que era nuestra oportunidad para plasmar nuestros valores y generar un entorno donde nuestros empleados entiendan que crecer profesionalmente y desarrollar una vida personal y familiar es posible.  En estos días, se ha puesto el foco en las licencias por maternidad y paternidad, que brindan las empresas como beneficio para sus empleados. En Axon esto es algo que lo entendimos desde hace 15 años y fue parte de la esencia con la que fue creada la agencia.

El momento del nacimiento de un hijo es uno de los momentos más impactantes en la vida de una persona, y los primeros meses de un bebé son una novedad constante que necesita ser acompañada de cerca. Sin embargo, en Axon consideramos a la familia y al desarrollo personal de una persona como un todo y no un determinado hito en su historia. Por eso, buscamos que nuestras políticas apoyen a la persona en todas sus etapas.

Ser familiarmente responsables es nuestra meta, y hacia allá apuntamos todos los días.  No para exhibir la certificación en nuestras paredes, sino porque apostamos a la familia como núcleo y no le tenemos miedo a los hijos. Mientras la industria penaliza los embarazos y las demandas que los niños requieren, nosotros adoptamos beneficios para que el equilibrio trabajo- familia se logre. En parte, porque nosotros, con siete hijos, también buscamos alcanzar ese balance día a día y entendemos lo importante que es.

Desde hace años comprendimos que debíamos darles libertad a nuestros empleados para que fomenten sus vínculos personales y lo implementamos a través de “Tardes para ti” (un día al mes se trabaja media jornada), “Días para ti” (fecha de cumpleaños, días adicionales en Navidad, Año Nuevo y Semana Santa) y bonos de escolaridad para sus hijos. También, damos tiempo extra del que establece la ley de cada país en temas de licencia por matrimonio y licencia por maternidad/paternidad .

De todas maneras, a pesar de los beneficios nos encontramos con que los jóvenes cada vez retrasan más su paternidad. Nosotros trabajamos a nivel regional, con distintas oficinas en América latina y nuestra edad promedio de empleados es de 28 años aproximadamente. En estos 15 años, sólo cuatro mujeres hicieron uso de la licencia de maternidad. Quizás las prácticas tan arraigadas y generalizadas en la industria o los mensajes que se transmiten a través de sus políticas es lo que altera las prioridades y tiempos de los jóvenes profesionales. O tal vez, los valores actuales han dejado a la familia en un segundo plano. En Axon, consideramos que cuantas más empresas familiarmente responsables haya, más valor recuperará la familia.

2020-02-19T12:53:20+00:00 enero 31st, 2020|Nuestro Blog|